consejos para cobrar deudas

CONSEJOS PARA COBRAR DEUDAS CON RAPIDEZ Y EFICACIA

CONSEJOS PARA COBRAR DEUDAS CON RAPIDEZ Y EFICACIA

A la hora de dar consejos para cobrar deudas hay que reunir, previamente, los conocimientos necesarios en la materia que aporte credibilidad a dichos consejos. En ICIRED somos conscientes de ello y, después de varios años funcionando en el mercado como fichero de incumplimiento de obligaciones dinerarias, nos sentimos en posición de poder compartir con nuestros usuarios y lectores la experiencia acumulada en infinidad de casos de impago de todo tipo, para resumir en este post unos cuantos consejos que te acerquen a descubrir cómo hacer para que te paguen dinero que te deben.

 

I. Consejos para cobrar deudas al margen de ICIRED.

¿Es conveniente mantener conversaciones previas con el deudor?

Es frecuente preguntarse si es beneficioso mandar al deudor aunque sea una carta para cobrar una deuda.

Debemos partir de la base de que cada deuda y cada deudor son casos particulares que merecen ser tratados de manera individual. No obstante, y generalizando, podemos responder a esta pregunta con un .

muchos morosos habituales se aprovechan de la desidia o pereza de algunos profesionales y empresarios para retrasar, a veces indefinidamente, el pago de sus deudas

En la mayoría de los casos, lo más apropiado es contactar con el cliente que nos debe una cantidad para tantear los motivos del retraso en el pago y recordarle que no es un asunto respecto del que nos vayamos a descuidar. Esto último no es un motivo baladí, ya que muchos morosos habituales se aprovechan de la desidia o pereza de algunos profesionales y empresarios para retrasar, a veces indefinidamente, el pago de sus deudas, en la confianza de que el acreedor va a tardar en reclamarles y que, quizás para cuando lo haga, a él ya le haya dado tiempo a deshacerse de su patrimonio para evitar posibles embargos o que incluso la acción para reclamar la deuda haya prescrito.

Desde luego, el contacto amistoso previo, cuando se produce el impago, es más que aconsejable cuando el cliente es habitual y/o de cierta confianza, y resulta previsible que todo se deba a un retraso involuntario o quizás a un momento de crisis y no de voluntad contraria al pago, situaciones que con toda probabilidad se podrán solucionar con un mero recordatorio de la existencia de la deuda o alcanzando algún acuerdo de aplazamiento del pago, por ejemplo, en el caso de que ello sea posible, manteniendo de este modo la relación negocial con un cliente que además aumentará su confianza en nosotros.

 

¿Por qué medio se deben mantener esos contactos previos?

consejos para cobrar deudas

Desde ICIRED, siempre que damos consejos para cobrar deudas  insistimos en que, aun cuando exista relación de cercanía o incluso confianza con el cliente deudor, las conversaciones amistosas posteriores al nacimiento de una deuda se lleven a cabo por algún medio escrito, que impida que posteriormente el deudor pueda alegar que no se le comunicó nada por nuestra parte.

Si una vez realizado ese contacto escrito previo seguimos sin obtener una respuesta satisfactoria, o incluso desde un primer momento si hablamos de un cliente-deudor habitual, lo más aconsejable es recurrir a otros medios de comunicación que, además de ser escritos, dejen constancia de su envío y contenido. Hablamos de un burofax con certificación de texto o, valorando la cuantía y apropiado de la medida, un requerimiento mediante acta notarial.

Hablamos de un burofax con certificación de texto o, valorando la cuantía y apropiado de la medida, un requerimiento mediante acta notarial.

Se trata, sin duda, de buenos consejos para cobrar deudas, ya que estos dos medios no dejarán ninguna duda de que la vía amistosa se ha agotado hasta su límite, acreditando nuestra buena fe e interrumpiendo sin lugar a error el plazo de prescripción para el ejercicio de la acción judicial de reclamación de la deuda.

 

¿Qué se debe incluir en la carta para cobrar una deuda?

Tanto si lo que se envía en un primer momento es una carta, como si es un mail o un mensaje, y sumando más consejos para cobrar deudas, lo mejor es mostrarse flexible y dispuesto al diálogo y al acuerdo, pero al mismo tiempo contundente e implacable en cuanto al débito.

lo mejor es mostrarse flexible y dispuesto al diálogo y al acuerdo, pero al mismo tiempo contundente e implacable en cuanto al débito.

Se debe identificar perfectamente el crédito y su origen y, sin dar por hecho que haya actitud contraria al pago por parte del cliente, ofrecer cauces para facilitar el cobro, si son posibles.

consejos para cobrar deudas

Este lenguaje transmitirá al deudor, por un lado, que de nosotros puede obtener facilidades para librarse de la deuda de la mejor manera posible pero que no se va a poder aprovechar, si en algún momento lo ha pensado, de una hipotética actitud despistada o indolente por nuestra parte.

 

En una fase posterior, cuando no hemos obtenido respuesta en este punto y procedemos a una reclamación extrajudicial más formal, repetiremos el esquema anterior pero introduciendo la advertencia del inicio de cuantas actuaciones nos correspondan en Derecho para la obtención del cobro de lo debido.

 

Asimismo, como explicamos en el post “Cobranza extrajudicial de impagos”, es útil desarrollar una estrategia de reclamación previa por vía amistosa similar en todos los casos de impago, siguiendo los criterios mencionados. Esto no solamente disminuirá el coste en tiempo y esfuerzo para el inicio de cada proceso de reclamación, al lograr la automatización en nuestra empresa del modo de operar, sino que generará una imagen de seriedad y formalidad en todos nuestros clientes, que repercutirá en un aumento de confianza hacia ellos.

 

¿Es necesario y eficaz acudir a la vía judicial?

Necesario, no. Eficaz, depende. Lo cierto es que, una vez que hemos agotado las posibilidades extrajudiciales, nuestros siguientes consejos para cobrar deudas deben ir referidos a las actuaciones ante los juzgados.

El recurso a la vía judicial para reclamar una deuda, suele girar normalmente en torno al, conocido por todos, procedimiento monitorio.

El recurso a la vía judicial para reclamar una deuda, suele girar normalmente en torno al, conocido por todos, procedimiento monitorio.

Se trata de un proceso que entró en vigor con la Ley de Enjuiciamiento Civil de 2000, y que fue ideado para tratar de dinamizar los trámites para obtener una sentencia con la que cobrarnos frente al deudor.

Lo cierto es que con el paso del tiempo este procedimiento ha ido perdiendo cierta eficacia, a medida que los morosos han ido aprendiendo estratagemas para eludir los procedimientos ejecutivos o incluso triquiñuelas para conseguir, en muchas ocasiones por motivos formales, hacer decaer el procedimiento e impedir la obtención de la resolución judicial favorable al acreedor.

A esto hay que añadir el coste en tiempo y dinero que este procedimiento implica y que supera, de media, los ocho meses de duración y el pago de los honorarios correspondientes de abogado y procurador.

No obstante, a pesar de todo lo expuesto, no deja de ser una opción interesante y avance con respecto al procedimiento para la reclamación judicial de deudas que existía con anterioridad, por lo que no es una opción para nada desdeñable, aunque se aconseja hacer una labor previa de estudio y análisis de deudor y deuda, para asegurarnos de que el procedimiento acabará, con la suficiente probabilidad, en sentencia favorable a nuestros intereses, y que si se llega a una fase ejecutiva el deudor va a contar con dinero o patrimonio como para responder de la deuda.

 

¿Qué hay de las empresas de recobro?

Se trata de un tema que hemos tratado en varios posts de nuestro Blog, especialmente en el titulado “Empresas de recobro ¿Son útiles?”, y que puedes visitar pinchando aquí.

Brevemente, podemos decir que las empresas de recobro son una alternativa factible para aquellas empresas que no desean destinar esfuerzos en personal ni en tiempo a perseguir a sus morosos o desarrollar actividades propias de la recuperación de impagados. De ese modo, externalizan ese servicio y son estos profesionales del recobro los que se encargan de realizar todas las actividades necesarias.

debemos asegurarnos de que la empresa que contratamos respete escrupulosamente la Ley, ya que todos conocemos la existencia de algunas entidades dedicadas al recobro que viven en el límite de la legalidad

Se trata, por tanto, de una alternativa a tener en cuenta, pero siempre que tengamos en cuenta ciertos aspectos en relación con las empresas de recobro:

  • consejos para cobrar deudasPor un lado, se trata de empresas que obtienen su mayor ratio de eficacia en época de bonanza económica, reduciendo drásticamente sus estadísticas de éxito en el recobro en momentos de crisis económica.
  • Además, hay que hacer números para calcular si compensa, según el caso de cada empresa y la cantidad de impagos que sufra y sus cuantías, pagar el precio, cuotas y comisiones, que cobra una empresa de recobro.
  • Por último, debemos asegurarnos de que la empresa que contratamos respete escrupulosamente la Ley, ya que todos conocemos la existencia de algunas entidades dedicadas al recobro que viven en el límite de la legalidad y que en ocasiones lo superan, con conductas reprobables consistentes en contactos telefónicos o presenciales con familiares del deudor o en sus lugares de trabajo, amenazas e incluso agresiones físicas.

 

II. Consejos para cobrar deudas con ICIRED.

¿Qué utilidad tiene un fichero de morosidad para lograr el recobro de una deuda?

Como explicamos en nuestro post “Cobrar deudas ahora es fácil con ICIRED”, antes de la entrada en funcionamiento de este fichero, las posibilidades de recobro se limitaban a los procedimientos y alternativas relacionadas más arriba, limitándose los ficheros de morosidad a servir como plataformas para intercambio entre unos pocos privilegiados de información sobre la solvencia de particulares y empresas. Estos privilegiados que podían utilizar los ficheros de morosidad en su servicio, eran las entidades bancarias y las grandes compañías financieras y de telecomunicación.

Desde el lanzamiento al mercado de ICIRED, se ha abierto la posibilidad del uso de esta eficaz herramienta de información y cobro a todas las empresas, profesionales e incluso particulares que ostenten un crédito a su favor.

 

Desde el lanzamiento al mercado de ICIRED, se ha abierto la posibilidad del uso de esta eficaz herramienta de información y cobro a todas las empresas, profesionales e incluso particulares que ostenten un crédito a su favor. Se trata de trasladar el modo en el que los bancos compartían la información sobre morosidad de sus clientes, a cualquier persona que sufra una deuda, revolucionando de este modo el mundo del recobro y del conocimiento de datos sobre solvencia de otras personas.

 

De este modo, aunque el objeto real de un fichero de morosos es ofrecer esa información, la consecuencia necesaria es que el deudor se ve compelido a satisfacer el pago de lo que debe si quiere salir del fichero, cosa que sin duda querrá habida cuenta de los graves perjuicios que tendrá si permanece en el listado de morosos para obtener crédito y seguir operando en el mercado, por lo que se acaba convirtiendo en una herramienta de incalculable valor tanto de información para la prevención de impagos como indirectamente de recobro de impagos.

 

¿Cómo hacer para que te paguen una deuda utilizando ICIRED?

Aparte de los consejos para cobrar deudas que hemos expuesto anteriormente, no podemos obviar la revolución que ha supuesto ICIRED en el ámbito del recobro, buscando combinar la eficacia de los ficheros de morosidad para lograr cobrar una deuda, con la comodidad que ofrecen las nuevas tecnologías para realizar trámites de tipo financiero.

no podemos obviar la revolución que ha supuesto ICIRED en el ámbito del recobro, buscando combinar la eficacia de los ficheros de morosidad para lograr cobrar una deuda, con la comodidad que ofrecen las nuevas tecnologías

consejos para cobrar deudas

De este modo, la persona que esté sufriendo el impago tan sólo tiene que facilitar los datos de acreedor, deudor y deuda y el documento acreditativo de ésta (la factura, contrato, etc), todo por medio de la web de ICIRED, sin desplazamientos ni molestias.

A partir de ahí, se valida la información y se envía un requerimiento de pago al deudor, mediante carta certificada, burofax o requerimiento notarial, a elección del usuario, advirtiendo de que será incluido en el fichero de morosos ICIRED si no se realiza el pago. Posteriormente se lleva a cabo dicha publicación en el fichero y se hace, en el caso de personas jurídicas, una referencia en Google de la posibilidad de conocer tal publicación, enviando otra carta notificando al deudor esta circunstancia, y revelándole las dificultades que tendrá a la hora de conseguir crédito y nuevos contratos, mientras permanezcan sus datos publicados en el listado de morosos.

 

¿Qué eficacia y ventajas ofrece ICIRED?

Si estabas buscando consejos para cobrar deudas y la respuesta a cómo hacer para que te paguen dinero que te deben, sin duda ICIRED es tu opción.

Ello porque, como decíamos más arriba, se logra la alta eficacia en el recobro que obtienen los bancos y grandes compañías usando otros ficheros de morosidad, así como otra serie de ventajas adicionales que ofrece ICIRED, como puede ser obtener un documento con valor probatorio en un hipotético procedimiento judicial, para acreditar la buena fe probando que se ha realizado una reclamación extrajudicial y con qué contenido, en el caso de que se opte por la modalidad de burofax; o bien consiguiendo un documento que nos permitirá recuperar el IVA que se ha soportado en facturas no cobradas, si se eligió la modalidad de requerimiento notarial.

Por otro lado, el ahorro en tiempo y dinero es igualmente notable, ya que todo nuestro proceso transcurre en muy poco tiempo (dependiendo también de la modalidad elegida), y los precios son más que asequibles, desde 29,90 € más IVA, en la opción básica.

el ahorro en tiempo y dinero es igualmente notable, ya que todo nuestro proceso transcurre en muy poco tiempo (dependiendo también de la modalidad elegida), y los precios son más que asequibles, desde 29,90 €

 

Son muchas más las experiencias que hemos acumulado en ICIRED a la hora de cómo hacer para que te paguen una deuda, por lo que si te interesa recibir más consejos para cobrar deudas concretas, así como para conocer todos los beneficios que puede reportarte contar con nosotros, entra ya  en nuestra página web y, si necesitas una aclaración de cualquier tipo, también puedes llamarnos gratis al 912 668 043, o enviar tus dudas y cuestiones al correo info@iciredimpagados.com.

 

¿Te ha parecido interesante? ¡Comparte con tus amigos! Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario