El papel de los abogados de divorcio

2
285
Abogados de divorcio

Hablando de abogados de divorcio, nos ha venido una frase de Groucho Marx a la cabeza:  “El matrimonio es la principal causa de divorcio”.

Solemos asociar la idea de divorcio (uno de los supuestos que nuestra legislación prevé como forma de extinción del vínculo matrimonial) a conflicto, pero según los datos del Instituto Nacional de Estadística, esto no es exactamente así. En España, durante 2016, el 76,6% de los divorcios fueron de mutuo acuerdo. El 23,4% restante fueron contenciosos. Los abogados de divorcio son en gran parte responsables de que el porcentaje de divorcios de mutuo acuerdo sea superior al de contenciosos.

Los abogados de divorcio juegan un papel fundamental en el campo de la mediación para que el divorcio sea de mutuo acuerdo. Esto acelera la resolución y disminuye los costes de un proceso de separación. Tiempo y coste económico, dos de las grandes preocupaciones de las personas implicadas en un proceso de divorcio.

Según datos del INE, el 75,1% de los divorcios en 2016 se resolvió en menos de 6 meses. Por otro lado, en el 8,1% de los casos la duración fue de un año o más.

En casos de matrimonios con hijos, cónyuge declarado en rebeldía, incumplimiento de la sentencia de divorcio o impago de la pensión alimenticia, el papel del abogado de divorcio cobra más importancia si cabe.

Si estás leyendo esto puede que sea porque has tomado la importante decisión de divorciarte. En estos momentos puede que te preguntes: ¿Y ahora qué?

Desde ICIRED, en este post vamos a analizar las cuestiones más frecuentes en relación a un proceso de divorcio.

Diferencias entre separación y divorcio

La principal diferencia es que el divorcio extingue el vínculo conyugal, es decir, una persona divorciada puede volver a casarse. Sin embargo, la separación no extingue el vínculo por lo que alguien que haya pasado por un proceso de separación no puede contraer nuevas nupcias.

Otra de las diferencias entre las dos formas de disolver un matrimonio es que en el divorcio se produce la disolución del régimen económico matrimonial. En la separación, esto no ocurre.

¿Qué es el régimen económico matrimonial?

Pues aquel que rige las adquisiciones y deudas de ambas partes durante el matrimonio. En España hay dos tipos: gananciales y separación de bienes.

  • Gananciales: Tanto las compras como las deudas serán atribuibles a los dos. Es decir, todas las compras o deudas contraídas tras el matrimonio se extenderán a los dos, aunque la compraventa se haga a nombre o con el dinero de una de las partes o la deuda la haya contraído sólo una de las personas que forman el matrimonio.
  • Separación de bienes: En este caso las ganancias y las deudas no son compartidas. En este régimen el propietario de un bien será el que conste en la factura y no su cónyuge. Con las deudas pasa exactamente lo mismo, sólo afectarán a la parte que las haya contraído.

La separación no disuelve el régimen económico matrimonial, sólo lo reconvierte en separación de bienes si éste estaba en gananciales.

¿Puedo solicitar el divorcio?

En España, casi siete de cada diez parejas acaban rompiendo su matrimonio. Esta cifra es mucho mayor que la media europea, por lo que esta pregunta es bastante común.

La legislación actual permite poner fin al matrimonio cuando alguno de los cónyuges así lo solicita. Hasta 2005, tenían que darse unas causas concretas contempladas en la Ley para pedir el divorcio, pero ahora se puede solicitar y tramitar en el momento en que una de las partes lo decida.

La Ley establece un plazo mínimo de tres meses desde la fecha del matrimonio para poder solicitar el divorcio. Aunque existen excepciones en los casos en los que se haya producido violencia de género o familiar.

Abogados de divorcio: ¿cómo elegir un buen profesional?

Según señala la Ley de Enjuiciamiento Civil, las partes deberán actuar en el proceso de divorcio con asistencia de abogado y representadas por procurador.

La elección de abogado es uno de los puntos cruciales en un proceso de divorcio. Cuando damos el paso, una primera decisión está en qué abogado confiar nuestro caso. A pesar de que en muchas ocasiones acudimos a alguien cercano, o a algún profesional que nos recomienda nuestro entorno, puede que en muchas ocasiones esa elección no sea acertada y sea mejor acudir a un abogado de familia especializado en el tipo de divorcio en el que estamos implicados.

Igual que si cuando nos duele la boca acudimos al dentista o cuando nos duele la espalda o la rodilla vamos al traumatólogo, es esencial acudir a un abogado de divorcio especializado en casos similares al nuestro.

Además, en este tipo de procesos, duros psicológicamente y con tanta carga emocional, el cliente debe sentirse comprendido y arropado por su letrado y tener con él una comunicación fluida.

Además, el profesional debe informar a su cliente de las estrategias que se pueden seguir y del desarrollo del proceso.

¿Qué llevar a la primera consulta con el abogado?

La primera reunión con el abogado será una toma de contacto entre profesional y cliente. En ella, el abogado decidirá si puede llevar el caso y el cliente tendrá que decidir si es el letrado que quiere que lleve su caso. Por tanto, y debido a que la información compartida con el abogado es totalmente confidencial, es importante llevar todos los documentos que puedan ser necesarios para tratar el divorcio y así asegurarnos que el abogado puede hacer su trabajo conociendo todos los detalles y sólo con información veraz.

El certificado de matrimonio es el único documento que siempre le van a pedir a la hora de presentar una demanda de divorcio. Es necesario solicitar una copia en el Registro Civil donde se celebró en enlace. Sin embargo, es conveniente añadir también los que escribimos a continuación:

  • Documentos relacionados con el divorcio: Si el abogado del cónyuge ya se ha puesto en contacto con la otra parte o si ya hay un acuerdo formal de separación, estos documentos deben llevarse al despacho para que se pueden revisar.
  • Información financiera: Tanto si el régimen económico del todavía matrimonio es gananciales o separación de bienes, es fundamental que el abogado de divorcio conozca exactamente los ingresos, activos, gastos y pasivos para que la separación de los activos maritales se haga de forma justa y teniendo en cuenta sus intereses.
Ingresos:Incluye todo el dinero que proviene de cualquier tipo de trabajo e inversiones
Activos:Bienes raíces, propiedades de las personas e inversiones, incluyendo planes de pensiones
Gastos:Incluye gastos de alimentos, educación y cuidado de los hijos menores de edad o que no se hayan emancipado todavía
Pasivos:Hipotecas o préstamos para la adquisición de un vehículo, préstamos para formación y educación, préstamos privados…

 

  • Convenios Prenupciales y otros contratos: Este tipo de documentos son esenciales porque pueden afectar al desarrollo y a la resolución de un proceso de divorcio. Si tienen un convenio prenupcial u otro contrato que fuese relevante para el divorcio o la distribución de la propiedad, tienen que estar a disposición del abogado de divorcio.

Además, si el matrimonio en vías de disolverse tiene hijos en común, es importante advertir al letrado sobre los deseos en relación, sobre todo, con la custodia de los hijos menores o no emancipados. Es conveniente recopilar toda la documentación que haga referencia a los hijos -como la partida de nacimiento- para que el profesional disponga de todos los datos que puedan ayudarle a hacer una buena actuación en el juicio o en el proceso de negociación con la otra parte.

¿Qué tipos de divorcio existen?

Divorcio de mutuo acuerdo

El divorcio de mutuo acuerdo ahorra tiempo y dinero a las partes. Este procedimiento permite que los cónyuges decidan de forma conjunta quién se queda con la vivienda o el importe de la pensión compensatoria si ésta existiese.

Este procedimiento se puede presentar por la vía judicial o de manera extrajudicial ante notario. Se podrá presentar ante notario siempre que no haya hijos menores no emancipados o con la capacidad judicialmente modificada.

¿Cuál es el procedimiento?

En primer lugar, es necesaria la presentación de la demanda de divorcio. Una vez que se admite la demanda en el Juzgado, se cita a ambas partes para que acudan a ratificar por separado su petición. Si no hay acuerdo entre las partes, la única posibilidad para los cónyuges sería presentar la demanda de divorcio contencioso.

En el caso de que hubiera hijos incapacitados o menores, el Juez, el Fiscal, las partes, los miembros del Equipo Técnico Judicial o incluso el propio menor pueden solicitar audiencia.

Una vez cumplidos estos trámites, el Juez dictará la sentencia concediendo el divorcio y se pronunciará sobre el convenio regulador.

Divorcio contencioso

Este tipo de divorcio se caracteriza por la falta de entendimiento entre las partes. Es aquel que se lleva a cabo sin acuerdo entre los cónyuges respecto a la disolución del matrimonio, ya sea por el propio hecho de divorciarse o por desacuerdos en la custodia de los hijos, en el régimen de visitas, en la pensión compensatoria, en la liquidación de los bienes gananciales o en cualquier otra circunstancia.

El divorcio contencioso puede solicitarse aún cuando una de las partes no quisiera hacerlo. La legislación española, en este caso el Código Civil y la Ley de Enjuiciamiento Civil, señalan que una de las partes lo puede solicitar sin el acuerdo de la otra parte.

Es un proceso mucho más largo que la separación amistosa. Hay que tener en cuenta que la duración suele oscilar entre los ocho y los doce meses, dependiendo del juzgado.

¿Contencioso o de mutuo acuerdo?

Un abogado, psicólogo o mediador en conflictos de familia será el encargado de tratar tu caso y ver qué tipo de proceso es mejor. Cada caso es un mundo y en temas familiares, más aún.

El divorcio de mutuo acuerdo no es necesariamente de forma exclusiva para parejas que se llevan bien. Pero sí para las que quieren tomar sus propias decisiones y no que un juez decida por ellos.

En muchas ocasiones, un proceso de mediación es duro y complicado pero permite a las partes ir a su propio ritmo, sin presiones y controlando todo el proceso.

¿Cuánto cuesta un divorcio?

Divorcio de mutuo acuerdo

Como ya hemos mencionado, el coste de un proceso de divorcio varía en gran manera si se trata de un proceso amistoso o contencioso. El divorcio de mutuo acuerdo es uno de los procedimientos más rápidos y económicos. Incluso ambas partes pueden tener el mismo procurador y estar asesorados por el mismo abogado. Esto se traduciría en que el proceso podría costar sobre los 1.000 euros a cada una de las partes.

Divorcio contencioso

Sin embargo, si el proceso es contencioso, el gasto sube de forma considerable, pudiendo llegar a los 15.000 euros. Es un proceso largo, hay que celebrar un juicio y acudir cada parte con su propio abogado y procurador.

En un divorcio contencioso, en raras ocasiones las partes están conformes con la sentencia que se dicta en primera instancia. En ese caso, se añadiría una apelación. Esto aumenta los costes de un proceso contencioso en un 60% o 70% más que los costes de uno amistoso

Si estás en un proceso contencioso, debes saber que se puede convertir en uno de mutuo acuerdo en cualquier momento. Es una opción mucho más favorable porque es más rápido y económico. Como vemos, hay que evitar en la medida de lo posible el divorcio contencioso.

Divorcio exprés

Además, en los últimos años el divorcio exprés se ha convertido en la mejor opción. Este tipo de divorcio llegó con la reforma de 2005 y permite divorciarte sin tener que separarte judicialmente. Una opción para los que buscan rapidez y ahorrar costes.

El tiempo es muy corto, en uno o dos meses puedes estar divorciado. Y el precio, comparándolo con los otros dos tipos de divorcio, mucho más económico, entre 100 y 150 euros.

En definitiva, un divorcio es un proceso difícil, que llega después de decisiones complejas y duras. Desde ICIRED recordamos que un buen abogado es fundamental para que termine con una resolución favorable y de forma rápida.

Si a pesar de la sentencia de divorcio, él o la que fuera tu cónyuge no pasa la pensión de alimentos o compensatoria que corresponde, ponte en contacto con ICIRED para resolver  el problema de una manera sencilla y rápida.

El papel de los abogados de divorcio
5 (100%) 2 votes

2 Comentarios

  1. No habia visitado tu blog por un tiempo, porque me parecía que era pesado, pero los últimos artículos son de buena calidad, así que supongo que voy a añadirte a mi lista de blogs cotidiana. Te lo mereces amigo. 🙂

    Saludos.

    • Gracias por visitar nuestro blog. Me alegro que sean de su interés nuestros últimos artículos sobre abogacía.

      Saludos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.